Principios de carga de un vehículo. Le recordamos 8 condiciones!

Anna Palluch 7.12.2018

Hectolitros de cerveza derramada, vigas de madera esparcidas por la calle, un camión defectuoso que transporta demasiadas bolsas de harina: estos son solo algunos ejemplos de amenazas para los usuarios de la carretera, resultantes de una mala preparación de la carga para el transporte. ¿Cómo evitar estas situaciones?

Basta con seguir los principios de carga del vehículo y de sujeción de la carga. Las normativas vigentes establecen que la carga y la descarga de las mercancías son responsabilidad del expedidor o del cargador. Sin embargo, el conductor debe comprobar que el proceso se ha llevado a cabo correctamente. Esto es de su interés, ya que, en caso de inspección o accidente, será el primero en sufrir las consecuencias de la protección inadecuada de la carga. Una multa puede ser la sanción menos severa en este caso.

En 2018, una patrulla de la Inspección de Transporte por Carretera inspeccionó un vehículo que, según los medios de comunicación, pesaba 2,5 toneladas por encima del valor admisible. Se trataba de bolsas de harina que casi volcaron el camión.

La historia del vehículo del que cayeron cajas de cerveza no terminó tan bien. Las botellas rotas bloquearon la carretera durante unas horas, causando grandes alteraciones en el tráfico. En ambos casos, los empleadores y sus conductores sufrieron pérdidas financieras. También se iniciaron procedimientos judiciales.

Principios de carga de vehículos

La tarea más importante del cargador es colocar la carga sobre la plataforma del vehículo de tal manera que la carga sobre todos los ejes del vehículo sea uniforme. Para ello, debe respetarse el plan de carga elaborado por el fabricante del vehículo. Los cargadores también deben adaptar sus acciones en función del tipo de mercancía (puede ser simétrica o irregular, lo que dificulta mucho la tarea).

El vehículo está listo para partir…

…cuando cumpla con los siguientes requisitos.

8 condiciones de carga adecuada:

  • no supera las cargas transmitidas al suelo por los ejes del vehículo,
  • no excede el peso máximo en carga autorizado del vehículo,
  • no afecta su estabilidad (longitudinal y transversal),
  • no se superan las dimensiones admisibles del vehículo cargado,
  • no dificulta la conducción del vehículo,
  • no afecta la visibilidad de la carretera,
  • la carga no puede ocultar: luces del vehículo, sus dispositivos de señalización, matrículas u otras placas y señales con las que esté equipado el vehículo,
  • la carga está sujetada de forma correcta y eficaz.

Principios de sujeción de cargas

¿Cuándo podemos decir que la carga está correctamente sujetada? – Cuando no puede moverse en el suelo del vehículo bajo la influencia de fuerzas de inercia generadas durante la conducción – explica en la plataforma TransEdu Bogusław Madej, Doctor en Ingeniería de la Academia de Transporte y Emprendimiento de Varsovia.